català  castellano
Logo Dr.F.Codina Garcia




Web Médica Acreditada. Ver más información 
Imatge estetoscopi
Niño enfermo, por Arturo Michelena

Cefalea

¿Qué es la cefalea?
La cefalea es una sensación de malestar o dolor que afecta a la cabeza. En la mayoría de las ocasiones, el dolor de cabeza está en relación con procesos infecciosos de los niños (otitis, faringitis, sinusitis, gripe, resfriado, gastroenteritis). A veces, el cansancio, la falta de sueño o el estrés son los desencadenantes. En un pequeño grupo de pacientes el dolor de cabeza tiende a repetirse. La migraña y la cefalea tensional (por estrés) constituyen las causas más frecuentes de cefalea recurrente.

¿Qué hacer en casa?
• La mayoría de las cefaleas pueden ser tratadas en el domicilio.
• El niño debe estar en un lugar tranquilo, sin ruidos ni luces. Si el dolor es intenso, lo mejor es que se estire. Esto es especialmente importante con las migrañas.
• No es conveniente que el niño vea la televisión, ni que juegue con consolas mientras tenga el dolor.
• Utilice el analgésico recomendado por su pediatra. Los niños con migraña deben tomarlo lo antes posible, cuando esté comenzando el dolor. Si el niño vomita pruebe con supositorios de paracetamol.

cefalea


¿Cuando volver a consultar?
• Si el niño tiene fiebre, se queja de dolor de cabeza intenso y vomita varias veces.
• Si el niño duerme mucho, más de lo habitual, o es difícil despertarlo.
• Si el niño tiene otros síntomas neurológicos: ve mal, no mueve bien los brazos y las piernas, camina o habla con dificultad.
• Si la cefalea es muy intensa y no responde al tratamiento habitual.

Cuestiones importantes
• La mayoría de cefaleas en los niños son benignas y no necesitan ningún estudio ni tratamiento especial.
• Son muy frecuentes. Los niños sufren dolor de cabeza alguna vez en su vida.

Consejos modificados de la Sociedad Española de Urgencias Pediátricas: Julio 2011

ajustament
icona descarrega

Aviso: La información de esta página no se puede considerar un diagnóstico ni un tratamiento, así no puede sustituir la atención médica. En ningún caso sustituye la opinión o las prescripciones de los profesionales. el titular del sitio web no puede garantizar que la información está completamente libre de error a pesar de los esfuerzos para asegurar la veracidad y actualización. Se recomienda siempre la consulta a su pediatra y no se hace responsable de posibles malentendidos del contenido de la página.